Primer plano de una mujer con pelo castaño con rulos, gritando de alegría.

DILE CHAO

AL FRIZZ

¿Hace mucho que no sientes tu pelo nutrido y sin frizz?

Muchas veces creemos que la solución a este gran problema que enfrentamos la mayoría de las chilenas se resuelve con una simple plancha, ¡pero no! Aunque la pasemos una y mil veces sobre nuestro pelo, estos rebeldes pelos siguen invadiendo nuestra cabeza.

¿Sabías que, en promedio, el pelo crece aproximadamente 1,3 cm por mes durante alrededor de 7 años? Esto significa que lo lavamos y cepillamos  muchísimas veces, y además pasa por miles de horas de exposición al medioambiente. Las cutículas se erosionan, la corteza interna queda expuesta y se debilitan las fibras del pelo. Todo esto puede causarle daño y hacer que se sienta seco y con frizz.

Sedal creó una nueva fórmula específica para este problema: Sedal Recarga Natural Bomba de Nutrición, que reduce la tensión a la que se somete al pelo, especialmente cuando está mojado y ayuda a mantener su fuerza interna. Los ingredientes acondicionadores del shampoo y del acondicionador forman una delgada capa de silicona en el pelo que lo restaura, dejándolo visiblemente saludable y sedoso. Así es cómo te ayuda a mantener el frizz bajo control.

Bomba de Nutrición, además, está enriquecida con palta y manteca de karité, esos ingredientes de origen natural que amamos y que no pueden faltar para que nuestro pelo luzca intacto, nutrido y saludable.


¡Usa regularmente el nuevo Sedal Recarga Natural Bomba de Nutrición y disfruta de un pelo nutrido, saludable y con el frizz bajo control!

Te contamos un poco más sobre los beneficios de estos nutrientes de origen natural: 


  • 1

    Manteca de Karité

    Tiene una larga historia de uso en África para el cuidado tanto de la piel como del pelo, debido a sus propiedades nutritivas. Ayuda a suavizar el pelo, dominar el frizz y agregar brillo.

  • 2

    Palta

    Es rica en grasas, lo que ayuda a conservar la humedad natural del pelo al formar una barrera protectora sobre la superficie de la cutícula.

Súmate a la conversación